Semana Santa de 1994

cartel 1994

El cartel de la Semana Santa del año 1994 fue obra de Félix Revello de Toro. Se trataba de la primera de Antonio Dorado Soto como obispo de Málaga, cuya posición era indubitada en uno de los temas candentes en los días previos a la Semana Santa: el culto externo al Stmo. Cristo Mutilado. El obispo mantuvo la prohibición de este culto externo, señalando que se limitó a respetar las decisiones que tomaron en tiempos de sus antecesores; el presidente de la Agrupación, Jesús Saborido, decía: “El Cristo Mutilado debe salir a la calle. Ocultar no significa destruir una realidad, ni borrar una página de la historia”.  

La Semana Santa iba a presentar dos importantes novedades, la primera salida procesional como agrupada de la Hermandad de Crucifixión; y la nueva titular de la Agrupación, María Stma. Reina de los Cielos.  Crucifixión salió la última del Lunes Santo por decisión de las cofradías de ese día; María Stma. Reina de los Cielos lo hizo a calle Nosquera a la llegada del Stmo. Cristo Resucitado, portada en una peana y andas realizadas por Manuel Toledano. Por cierto, se había convocado un concurso de proyectos para un nuevo trono del Resucitado, el cual ganó Salvador de los Reyes.

El pregón fue a cargo de Leopoldo García Sánchez, conocedor de que su misión era la de poner voz al sentimiento de la Málaga penitente y eterna, como él mismo dijo.

La ciudad estaba sufriendo una importante transformación en la parte final del río Guadalmedina, instalándose nuevos puentes y modificando los existentes; el llamado PERI C-2 afectaba, y mucho, al ámbito de la Trinidad y El Perchel.

PUENTE DE LA ESPERANZA 1994
Uno de los nuevos puentes, el de la Esperanza (1994) [Foto: Diario Málaga-Costa del Sol]

Jesús Castellanos escribió un magnífico artículo publicado en la revista La Saeta en torno a esta cuestión, titulado “Razones que la razón no entiende”, en el que decía: ¿Dónde se ha visto que los puentes no sean perpendiculares a los edificios?, y si no me creen, observen el bellísimo ejemplar verdigrís que se ha colocado para unir el “eje Cisneros-  Cerrojo” y que tanto recuerda al de la Estación de Cártama…Un perfecto eje de coordenadas que da la razón suprema de algo que pronto veremos: el Puente desembocando en un “noble paño de pared” se aparta de una modesta capilla donde, día a día, generaciones de malagueños le han rezado a la Virgen cuando la contemplaban nada más cruzarlo. La armonía y el equilibrio, la frialdad de los 90º han podido más que la historia y la devoción de una ciudad. Una racionalidad cartesiana, tan caduca ya en tiempos de postmodernidad, no ha tenido para nada en cuenta que existen otras razones más poderosas que la geometría del plano, la focalidad o la “estética” del paramento blanqueado de ocre.

En la música procesional comienzan a destacar jóvenes compositores. Miguel Pérez  que con 18 años estrenaba en esta Semana Santa una nueva marcha, llamada “Esperanza Perchelera”. Por otro lado, Francisco Javier Moreno con solo 15 años; tres años antes había compuesto su primera marcha, llamada “Rey de Reyes”. En una entrevista, publicada en el diario SUR (31/03/1994), manifestaba su deseo de componer una marcha a la cofradía del Amor y de la Caridad; estaba en ciernes una gran marcha procesional, “Cristo del Amor”.

A las once menos cuarto de la mañana de un radiante y casi veraniego Domingo de Ramos salía la Pollinica del tinglao de la calle Pedro de Toledo. El alcalde Pedro Aparicio dio los primero toques de campana. Cuando Salud, estrenando nuevo cajillo de plata, y Salutación ya estaban en la calle, la multitud se congregaba en la Explanada de la Estación para ver la salida de la Cena a las seis de la tarde. Este año acortó el recorrido de ida al cruzar uno de los nuevos puentes (sería llamado el de la Misericordia); de regreso, la Cena cruzó por el nuevo puente de la Esperanza. Humildad estrenó, aún sin terminar, la carpintería del trono; así como  las potencias del Cristo y las nuevas túnicas para los hombres de trono. Prendimiento y Huerto culminaron la jornada.

El Lunes Santo abrió, tras la Misa del Alba y el traslado de la Cofradía del Cautivo, con la salida de la Hermandad de la Columna a las cinco y media de la tarde, presentando el trono del Señor totalmente restaurado. Pero la expectación en esta jornada se centraba en la plaza de los Mártires ya que se iba a producir la primera salida procesional María Stma. del Amor Doloroso bajo palio. Las barras de palio habían sido adquiridas a la Hermandad de las Penas de San Vicente de Sevilla, y el proyecto de palio bordado había sido elaborado por Fernando Prini. A las ocho de la tarde la atención se trasladaba a la plaza de la Constitución con la salida de Estudiantes. La banda de cornetas y tambores de Fusionadas abría el cortejo de Dolores del Puente, que discurrió por el puente de la Esperanza en su camino al recorrido oficial. Tras el trono, la banda de música del Ayuntamiento de Mijas que estrenó la marcha procesional “Dolorosa del Puente” de Desiderio Artola. El Cautivo fue acompañado por las fuerzas de regulares de Melilla 52 y más de 20.000 penitentes; María Stma. de la Trinidad procesionó con la corona, realizada por Cristóbal Martos, con la que fue coronada liturgicamente en el mes de noviembre de 1993. Cerraba el Lunes Santo la nueva cofradía agrupada, la Hermandad de Crucifixión que se puso en la calle, con modestia y elegancia, a las nueve de la noche.

Crucifixión 1994
María Stma. del Mayor Dolor en su Soledad (1994) [Foto: Diario SUR]

Sobre las dos de la madrugada, encontrándose la cabecera de procesión del Cautivo en Carretería, se produjo una avalancha de personas debido a una pelea en la zona de plaza de Uncibay y Méndez Núñez, unido al ruido de unos petardos tirados por unos jóvenes. En esa zona se encontraba, además de numeroso público, parte de la promesa que va tras el Cautivo; la multitud comenzó a correr presa del pánico hacia calle Granada llegando hasta la tribuna principal y Larios. Todo fue una gamberrada, aunque en aquellos momentos se produjeron rumores de todo tipo. Hubo algunos heridos, pero afortunadamente quedó en un susto algo que podía haber acabado en tragedia.

Las Penas abrió el Martes Santo desde la iglesia de San Julián. El Rescate salió de su nueva casa de hermandad; en la cabeza de procesión iba la banda de cornetas y tambores de la cofradía. La Sentencia inició su recorrido desde el tinglao instalado en el Pasaje de Campos, contando con Antonio Banderas como mayordomo del trono de María Stma. del Rosario, cumpliendo así el deseo del artista. En la procesión participó la Brigada Mecanizada XXI de Cerro Muriano, representación militar tras el trono del Señor. A las ocho y media de la tarde salía del tinglao la Estrella, que ese año había decidido limitar el número de mantillas; a la vuelta, pasó por el nuevo puente de la Esperanza. Cerró el Martes Santo del Rocío, presentando el trono de la Virgen completamente restaurado; tras el trono, la agrupación musical de la Santa Vera-Cruz de Alhaurín el Grande, conocida por “la Pepa”.

A las seis y media de la tarde del Miércoles Santo se abrían las puertas de San Juan, iniciando su recorrido Fusionadas. El discurrir por las calles Calderón de la Barca, Fernán González y Marqués era de una gran belleza y dificultad.

Mayor Dolor
Ntra. Sra. del Mayor Dolor por calle Fernán González (1994) [ Foto: Diario SUR]

Desde el tinglao de Puerta Nueva (en el solar donde hoy se encuentra la casa de hermandad de la Cena) salió la Cofradía de la Paloma. Tras el Señor iba la banda del Ayuntamiento de Madrid, y tras la Virgen la banda de Miraflores y Gibraljaire. Fue una jornada histórica para la cofradía ya que se puso la primera piedra para su futura casa de hermandad en la plaza de San Francisco.  La banda de cornetas y tambores de la OJE abrió el desfile de El Rico, produciéndose en la plaza de la Aduana la liberación del preso. Al paso de la Sangre por Carretería, concretamente a la altura de la Casa de la Música, se cantaron diversas saetas a los sagrados titulares. Concluyó la jornada con el solemne cortejo de Expiración.

Viñeros inició los desfiles procesionales de la tarde del Jueves Santo. Mena salió casi una hora después de lo previsto para evitar, según se decía,  el parón que sufría en el recorrido oficial por la entrada de Viñeros en la catedral. En la cabeza de procesión de Misericordia, la banda del Real Cuerpo de Bomberos de Málaga. Zamarrilla puso en la calle a cuatro bandas: Fusionadas en cabeza de procesión; banda de música del colegio las Flores tras el trono del Stmo. Cristo de los Milagros; la banda de cornetas, tambores y trompetas Virgen de la Amargura, abriendo la sección de la Virgen; y tras el trono, Banda Municipal de Música de Álora. Concluyó el Jueves Santo con la Esperanza. La Virgen llevó el fajín de capitán general del Rey de España que había sido impuesto el anterior mes de diciembre por la infanta Elena.

El Viernes Santo comenzó con el Descendimiento dirigiéndose al recorrido oficial en un entorno incomparable, aún con la Coracha de fondo. La Hermandad del Monte Calvario presentaba como novedad la imagen de María Salomé, obra de Juan Manuel García Palomo. Dolores de San Juan modificó su recorrido y no pasó por Carretería, lo hizo por Molina Lario, todo ello para evitar el parón que sufría al salir de la catedral.  La Cofradía del Amor presentó los laterales del trono de María Stma. de la Caridad completamente tallados, así como el palio totalmente restaurado y pasado a un nuevo terciopelo. La Piedad, a su paso por la tribuna de los pobres, giró el trono situándolo casi de frente al público allí congregado, lo que llamó poderosamente la atención. Sepulcro realizó el traslado hacia la plaza del Teatro dos horas antes de la salida procesional. Completaron la jornada la Soledad de San Pablo y Servitas.

El Domingo de Resurrección, al llegar la imagen del Stmo. Cristo Resucitado a calle Nosquera, salió la imagen de María Stma. Reina de los Cielos portada en una peana y andas. Ambas imágenes fueron mecidas en la mencionada calle, completándose así una brillante Semana Santa.

Resucitado 1994
Stmo. Cristo Resucitado y María Stma. Reina de los Cielos en calle Nosquera (1994) [Foto: Diario SUR]

[Foto de portada: María Stma. del Amor Doloroso (1994)-  (Diario SUR)]

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *